El almacén puede necesitar desde un simple sistema de apilado y desapilado hasta uno mucho más complejo que incluya transportadores, clasificadores o maquinas personalizadas. Tanto si la distribución es interna como gestionada a través de terceros, lo fundamental es contar con un sistema bien diseñado que podamos ajustar a las necesidades tanto actuales como futuras de la empresa. Un buen sistema de distribución puede incluir almacenamiento, despaletización, clasificación (sorters), sistemas de alimentación de documentos y etiquetado, recolección de productos, embalaje, transporte interno o envíos, entre otras muchas opciones.
En J. Hernando podemos adaptarnos a lo que su empresa de distribución requiera, de forma que pueda rentabilizar sus necesidades de la forma que más se adecue.

Más información sobre Courier-Distribución

Si necesita información adicional o tiene algún tipo de consulta, por favor rellene el siguiente formulario: